El Faro del Sur

BUSCAR EN NUESTRA PAGINA

Header Ads

OPINION: ¡Apoyar lo bueno, si hay coincidencias, mejor!

0 comments
Por Bienvenido Heredia

En la trayectoria que he vivido como político y como comunicador (ambas iniciadas casi simultáneamente cuando contaba con apenas 17 años de edad), he aprendido a dejar a un lado el fanatismo, aunque sea el màs parcial de los parciales. Cuando he decidido asumir una posición en torno a una propuesta, proyecto o persona alguna, lo he hecho valorando cualidades y coincidencias. Por eso, nadie me verà apoyando nada ni a nadie por favores personales.

Por eso abracé el proyecto político del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) que concibió Don Juan Bosch, cuando tomo la decisión de dejar la militancia en el Movimiento Popular Dominicano (MPD), sin renegar de sus principios e ideales. Ese partido formò mi personalidad socio-política.

Por eso me integrè incondicionalmente a la campaña que llevò a Leonel Fernàndez a la presidencia de la República en 1996, a través del movimiento Primera Vuelta con Leonel (el cual coordinè).

Por Eso apoyè a Jaime David Fernàndez Mirabal cuando aspirò a ser candidato presidencial por el PLD para las elecciones del 2000 y del 2004. Por eso apoyè a Francisco Domìnguez Brito cuando aspirò para las elecciones del 2016 (sin ninguna posibilidad de ganarle a Danilo Medina).

Y por eso, ahora, hoy, en este proceso, estoy apoyando sin ambages y militantemente, al próximo Senador del PLD por la provincia de Barahona, Ing. Pedro Peña Rubio, el gobernador provincial que ha roto un rècord al frente de esa representaciòn del Poder Ejecutivo en la provincia de Barahona. Récord en el tiempo que lleva como gobernador (8 años) y récord en haber sido el único que cambiò el rostro de esa dependencia: ya no es sòlo funditas, recetas y cajas de muertos, Peña Rubio logrò coordinar voluntades institucionales y sociales para estructurar un plan de desarrollo provincial que ha dado sus frutos. Un plan que ha estado siendo apoyado por la Presidencia de la República a los largo y ancho de nuestra Perla del Sur.

Su condición de político avezado, su barahoneridad, su solidaridad y su convicción del desarrollo colectivo, lo han colocado entre la gente de esta zona, como el hombre/trabajo, el que no descansa, el que no discrimina entre la noche y el día para estar al frente de los problemas que se presentan en las comunidades, sean o no de su responsabilidad.

Por eso es que, si de verdad se midiera la simpatía de la gente hacia quienes aspiran a representarlos en el Senado, los demás: Josè del Castillo, Noris Medina, Eddy Mateo y Alfredo Dotel, quedarían en un muy bajo porcentaje frente a Pedro Peña Rubio. Ninguno de ellos se estruja entre el grajo de la gente en tiempos muertos, algunos de ellos lo hacen en tiempo de zafra política. 

Concluyo esta opinión convencido de que, en ningún escenario de este proceso de precampaña en el PLD, Peña Rubio, el gobernador histórico, tiene posibilidad alguna de ser superado por precandidato alguno dentro del partido morado, porque Barahona merece que le represente alguien que sufra sus vicisitudes como cualquier ciudadano común de esta capital de la Regiòn Enriquillo.