Preocupa a comunitarios la muerte de gran cantidad de peces en laguna La Sierra en Jaquimeyes

0 comments
 Por Juan Francisco Matos

BARAHONA:  La muerte de una gran cantidad de peces en la laguna  La Sierra en la Bahía de Neyba, preocupa a las familias residentes en el municipio de Jaquimeyes y otros pueblos, ubicados en la cuenca baja del Yaque del Sur, particularmente a las que viven de la pesca.

La información en tal sentido colgada por el reconocido comunicador Arcadio Delfi Heredia en su muro de Facebook, da cuenta que los comunitarios atribuyen la muerte de las especies marinas a la falta de agua dulce, la cual únicamente le llega cuando llueve, líquido que tampoco recibe del mar Caribe, distante a unos 200 metros.

Al no recibir agua dulce y fresca el líquido que tiene la laguna se calienta de una manera tan alta que ocasiona la muerte de los peces.  Años atrás la laguna en cuestión recibía agua del río Yaque, a través del canal Trujillo, la cual le dejó de llegar.

De acuerdo a la información de ese tiempo a esta parte, la laguna solo recibe agua dulce cuando llueve, situación que complica el estado de la misma en temporadas de sequía como la que en la actualidad se registra.

En tal sentido los comunitarios, según la información de Heredia, por un lado ponen el caso en conocimiento del presidente de la República, Luis Abinader y por otro estiman que la situación de la laguna puede ser resuelta por las autoridades del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INDRHI), Instituto de Desarrollo del Suroeste (Indesur), los ayuntamientos de los pueblos de la cuenca baja del Yaque del Sur y el Consorcio Azucarero Central (CAC), que administra el ingenio Barahona.

"Sugerimos a estas autoridades unirse y construir un canal o instalar una tubería con una bomba de 12 pulgadas para llevar agua a la laguna desde el mar Caribe, distantes a unos 200 metros", dicen los comunitarios, según la información de Heredia en Facebook.

Indican que así en tiempos  de sequía las aguas de la laguna La Sierra no se calentarían tanto ya que también esta recibirá dulce en época lluviosas.

“Esto no conlleva una inversión de dinero, por lo que las autoridades de las mencionadas entidades tienen la oportunidad de evitar que esta laguna desaparezca definitivamente, lo que será un duro golpe para las familias que desde hace años viven de la pesca”, dijeron comunitarios.

De esta laguna también se benefician con la pesca familias de Palo Alto, Fundación, El Peñón, Pescadería, Bombita, entre otras comunidades de la cuenca baja del Yaque del Sur.