El Faro del Sur

OPINIÓN: Juzgado de Atención Permanente de Barahona atenta contra la vida de los abogados y los imputados

0 comments
Por Praede Olivero Féliz

El Juzgado de Instrucción de Atención Permanente de Barahona, es lo más parecido a una de las fosas infernales de la Divina Comedia de Dantes, un atentado contra la vida de los abogados y de los imputados. 

La sala de audiencias donde están los abogados y los imputados que defienden, es un infierno: Sucio, con imputados mal vestidos, descalzos, mal olientes, mal tratados y con sus derechos violados.

Ese cuartucho puede ser un taller de electrónica o de ebanistería o un almacén de cosas viejas y  sucias, jamás una sala apropiada para las audiencias.

Mientras el Juez, el Fiscal y los actores civiles que les acompañan, están cómodos en sus espacios, los abogados de la defensa y los imputados sufren un calor sofocante, parados o incómodamente sentados algunos.

Para colmo, la parte virtual, que conecta al Juez y al Fiscal con los abogados defensores y los imputados, es un pequeño celular que no sirve para los fines de la audiencia, desde el punto de vista técnico. 

Esa situación del Juzgado de Instrucción de Atención Permanente de Barahona, no se parece a las buenas condiciones de los tribunales de Primera Instancia, del Tribunal de Tierras, ni de las Cortes Penal y Civil.

Afirmamos que el Juzgado de Instrucción de Atención Permanente de Barahona atenta contra la vida de los abogados y  los imputados, porque además de las horribles condiciones que denunció, hay aglomeración de presos y abogados, como caldo de cultivo del COVID-19, que es un sinónimo de muerte.

Siendo la vida el bien más preciado del hombre, después la libertad, que cuando se pierde de manera abusiva y arbitraria cuando la autoridad no respeta los derechos ciudadanos y le sigue el sagrado derecho de defensa, vulnerado en las condiciones en que se desarrolla la audiencia, yo, Dr. Praede Olivero Féliz, declaro, que no me prestaré a validar este abuso, por lo que no volveré a ese vertedero humano para avalar este crimen contra ciudadanos y descrédito contra la justicia.