El Faro del Sur

OPINION: Protocolo: garantía y confusión entre aspirantes a empleos.

0 comments
Por Faustino Reyes Díaz. 

La fórmula con la que el Partido Revolucionario Moderno (PRM), selecciona los empleados que formarán parte del tren gubernamental, a partir de este domingo, ha llevado tranquilidad entre los que defendieron los votos que dieron ganadores a Luis Abinader. 

Y  no es para menos, es que, contrario a otros tiempos cuando pertenecían a otros partidos, los hoy perremeístas fueron llamados en la primera fila para ser evaluados para sus trabajos.

Empero, hay quienes no expresan la misma satisfacción porque tienen que someterse a un proceso de evaluación con la intervención de varios actores que debilitan la primacía que tradicionalmente se atribuían algunos organismos de dirección de su partido.

Cada nivel de dirección,  tiene una comisión de empleo encargada de seleccionar las personas que deberán ocupar los puestos de trabajos, a través de la evaluación de sus documentos personales.

En ese sentido, hay una comisión para el tema municipal, otra para la provincia, existe la del nivel regional  y, por ende, la que se encarga de seleccionar los funcionarios nacionales, excepto, aquellos que dependen de la voluntad del Presidente de la República. 

Aunque todos los expedientes se someten en el primer nivel, con excepción de las funciones nacionales, la selección se hace en el organismo correspondiente.

El PRM, ha creado dos organismos de dirección en una misma región con las mismas atribuciones. La sección de los funcionarios y empleados de esa jurisdicción lo decide una comisión superior evaluando las propuestas de los mismos.

Con la aplicación correcta del protocolo del PRM, todas las provincias tiene el mismo derecho a presentar  aspirantes a los cargos regionales en la región a la que pertenecen. 

Es decir, ninguna provincia tiene derecho a decidir por sí sola, aunque sea se le considere la sede la Región, como no lo tiene el Distrito Nacional con los funcionarios.

El autor: Es periodista y reside en Neyba