BUSCAR EN NUESTRA PAGINA

Header Ads

Sacerdote califica de violencia del Consorcio Azucarero Central despoje campesinos de sus predios

0 comments
TAMAYO, Babonuco: 
Para el sacerdote de la Iglesia San Antonio de Padua, Roberto Abreu, en este municipio, la violencia es todo aquello que quita la paz a una persona y, por eso, considera la misma es ejercida por el Consorcio Azucarero Central (CAC) al utilizar el 90% de las aguas del Rio Yaque del Sur y despoja a los campesinos de sus predios.

“Es bueno que el Senado lo sepa que aquí en Tamayo se hace violencia institucional a los campesinos cuando se les da el 10% del agua del río y el 90 a una empresa privada. Los platanares se secan, mientras el agua se va por un canal y se ve botándose por otro lado”, dijo el religioso, al llamar la atención del Congreso a que evita que las empresas que invierten en el país denigren a los campesinos y se apropien de los recursos naturales.

Indicó Abreu, que mientras al Consorcio le sobra agua para irrigar alrededor de 400 mil tareas, agricultores hasta con tres tareas ven morir sus plantaciones; otros con esa misma cantidad de tierra son desalojados de sus predios.

“Eso llora ante la presencia de Dios y es violencia. Se lo denuncio aquí porque me doy cuenta que las autoridades no se dan cuenta de eso, parece”, dijo el padre Roberto Abreu, a las senadoras Melania Salvador (Bahoruco) y Lía Díaz (Azua), durante la entrega de un reconocimiento al Ayuntamiento de Tamayo.

Expresó, que la violencia es promovida a través de canciones, programa de televisión y en los ruidos de las calles “yo estoy sometido a violencia con el ruido todos los días. Cuando digo yo, son todos los vecinos alrededores del Parque”.

Dijo el religioso católico, que desde el Estado se financia la violencia al contratar algunos artistas y llamó la atención de las autoridades porque, a su juicio, se trata de algo grave. Abogó por la propagación de la paz en la institución que es la familia.

“Los funcionarios, no saben que están botando su dinero cuando le pagan a un supuesto artista urbano que viene a denigrar a las niñas y a los niños, que viene a incitarlos a que usen drogas, que vienen a incitarlos a sexo desenfrenado, al uso de la violencia”, expresó el religioso.