BUSCAR EN NUESTRA PAGINA

Header Ads

Alcalde se reúne con ejecutivo de Belfond ante situación presentada en el malecón

0 comments
Barahona.- El alcalde 
Míctor Fernández se reunió con los representantes de la empresa Belfond Enterprise para buscar una solución a la situación presentada con el polvillo que afecta el malecón de la ciudad debido al traslado del carbonato de calcio hacia el puerto.  

En la reunión también participaron el alcalde de la Ciénaga José Francisco Moreta, Francisco Gómez director del distrito municipal de Bahoruco, y Eduardo José Ramírez, encargado de relaciones públicas de la empresa, quien se comprometió a nombre de Belfond disponer de inmediato varias brigadas para una limpieza general del malecón, pintar áreas amarillas y un proceso de mantenimiento de las jardinerías, para recuperarlo y volverlo a su esplendor anterior.

Además, pidieron excusas al pueblo de Barahona, a sus autoridades, sectores comerciales y empresariales, por la forma como se había manejado el traslado en los camiones, volquetas que se desplazaban por el malecón, el polvillo que emanaba, y el mal estado que había producido en todo el entorno.

´´Ellos nos expresaron que eso no volvería a producirse jamás, dado que van a tomar las medidas de lugar para cumplir con lo establecido en el contrato firmado para el proceso de transporte, depósito y embarque del material, desde la mina hasta el muelle 'explicó el Alcalde Fernández,

Quien también fue enfático en afirmar que no les paralizaron el proceso de transporte y embarque a Belfond, porque  el costo económico que eso implicaba era muy alto,  pero les advirtió que nunca más se lo permitiría. 

El alcalde Fernández, solicitó a la empresa que el material debe ser transportado en bolsas plásticas gigantes, en camiones en buen estado, con lonas nuevas y amplias, bien amarradas para que no haya forma de emanar polvillo alguno.

El vocero de la empresa estuvo de acuerdo con las exigencias hechas por la alcaldía, mismas que fueron secundadas por los directores de distritos de La Ciénaga y Bahoruco, ya que no es solo la salud de la población la que está en juego sino el medio ambiente y el turismo, entre otros aspectos.