BUSCAR EN NUESTRA PAGINA

Header Ads

El gobierno cesa las hostilidades contra campesinos del Sur y les ofrece las tierras que reclaman

0 comments
TAMAYO: El gobierno dispuso que el Consorcio Azucareros Central (CAC) cese de las hostilidades contra los campesinos del campamento Libertad en Tamayo, además de concederles las parcelas que reclamaban.

Una comisión del equipo agropecuario del gobierno encabezada por el ministro de Agricultura, Limber Cruz, se reunió con representantes de los productores agrícolas, a quienes también les aseguraron la entrega de 2,100 tareas que deberán irrigarse con un canal pendiente de reparación.

Manuel Pérez, conocido como Manuel Lemba, informó que en la reunión participaron además de Cruz, Fernando Durán, administrador del Banco Agrícola; Miguel González, representante del instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (Indrhi); y Eliferbo Herasme, director de la Unidad Técnica de Proyectos de Desarrollo Agroforestal (Utepda), una dependencia de la Presidencia de la República.

Pérez, quien acudió en compañía de Pedro P. García, alias Pempe; Guillermo Mateo; y Salvador González, dijo que en la cita se ventilaron los temas sobre el saneamiento de las parcelas y la  revisión de los contratos de arrendamiento hechos por otros parceleros con el CAC. La empresa que administra el Ingenio Barahona, en los terrenos de El Aguacatico para la plantación de caña de azúcar.

Los productores agrícolas fueron favorecidos de igual manera con la certeza de que las más de 300,000 tierras que deberán irrigarse con las aguas de la presa de Monte Grande, en proceso de construcción, serán destinadas a la producción de rubros agrícolas “y jamás al monocultivo de la caña de azúcar, dijo el vocero”.

De acuerdo con Pérez, los campesinos, serán favorecidos con financiamientos, semillas y la asesoría técnica para el desarrollo de sus cultivos.

Asimismo, las autoridades facilitarán la ejecución de proyectos diversos como vacunos, piscícolas, caprinos, “y hacer los estudios de factibilidad para su ejecución inmediata”.

Tres meses en el campamento

Los productores agrícolas del campamento Libertad se alzaron en el campamento Libertad después que hace tres meses que el CAC, con sus equipos pesados, demolió sus cultivos de plátanos, guineos, limones y otros rubros, con el propósito de destinar sus tierras al cultivo de caña de azúcar.

Los ejecutivos de la empresa extranjera argumentaron que los predios que ocupan los agricultores están en su área de concesión, pese a que unos exhiben títulos de propiedad y otros llevan allí junto a sus padres hasta 90 años de trabajo ininterrumpido.

García, otro productor que participó en la reunión con los funcionarios, dijo que todos sus años de trabajo en esas tierras forman parte de la vida suya, hermanos e hijos porque todos se criaron con los cultivos que allí se cosecharon.