BUSCAR EN NUESTRA PAGINA

Header Ads

Francisco Javier Vargas (Pachico) a la Inmortalidad del Pabellón de la Fama de Barahona

0 comments





Tomado del Facebook: Exaltación

Francisco Javier Vargas Ramírez (Pachico) nació en Barahona el 5 de mayo del 1961. Fueron sus padres, los señores, Emilio Vargas y Amelia Ramírez. Sus estudios primarios los inició en la Escuela Leonor Feltz. Allí completó el 6to. Grado. Inició las actividades deportivas en diferentes deportes, como voleibol, baloncesto, béisbol y otros más. Más tarde, pero ahora en la Escuela Fernando Arturo de Meriño (FAME), dirigida por Yorik Piña, continúa con esos mismos deportes, con mayor entusiasmo.

Esas disciplinas deportivas, ya de manera más formal, las llevaba a cabo en la cancha Marino Generoso Matos, en la proximidad del malecón, cuando rondaba entre 8 a 10 años. Más tarde, cuando cumple 11 años, se decide por el baloncesto como disciplina preferida y se involucra en el primer Club de Baloncesto de la provincia, “San Remo”. Jugaba en todas las posiciones dentro de la cancha, remataba, colocaba, bloqueaba, etc.

Cuando tiene 15 años, su destreza como su calidad lo llevan a pertenecer a la Selección de Baloncesto de Barahona y con ella participa en el Primer Convivio Nacional de Minibasket, celebrado en la ciudad de Santiago. Esa escuadra local, allí hizo un excelente trabajo, quedando bien posicionada. Pachico continuó participando en diferentes torneos y competencias intramuros en la provincia y la región. Cuando alcanza los 17 años, pasa a integrar la Selección Superior de Baloncesto de Barahona. Con ella, participó en las eliminatorias contra Duvergé. Duvergé gana y es el municipio que representa la Región Suroeste en los IV Juegos Nacionales de San Francisco de Macorís-1979.

Mientras Pachico se mantuvo en la selección local se distinguió y se destacó como un estelar deportista. También, tuvo una brillante actuación con el equipo de baloncesto “Arawak”. Con esa escuadra se llevó aplausos y ovaciones por su calidad. Entre 1980-1981, se va a Santo Domingo, pero para la celebración de los V Juegos Deportivos Nacionales, Barahona-1981, es miembro de la Selección Superior de Baloncesto local para dichos juegos. Por su destacada actuación, el Club Naco, lo invita a integrar su escuadra Pre-superior de Baloncesto. Allí permanece por dos temporadas completas.

Para los VII Juegos Deportivos Nacionales, Moca-1985, participa de nuevo con la Selección Superior de Barahona, quedando esa selección como Subcampeona, con Medalla de Plata. La participación de Pachico ayudó mucho a la escuadra local para ese merecido trofeo. Posteriormente, con la misma selección, participa en el Primer Torneo Superior de Baloncesto, organizado por la Federación Dominicana de Baloncesto (FEDOMBAL). En este torneo, de nuevo, Barahona logra obtener el Segundo Lugar, perdiendo de Santiago en la Final.

Durante el 1986-1987, participa en diversos Torneos Superiores como refuerzo de equipos batalladores como fueron, San Cristóbal, La Romana, San Pedro de Macorís y otros pueblos. Siempre, en todos los torneos y competencias, fue un buen anotador de puntos. Posteriormente, el Club San Lázaro de la capital, lo invita a pertenecer a su Equipo Superior de Baloncesto. En esta escuadra se encontró con otros estelares baloncestistas como, Hugo Cabrera, Máximo Tapia (Tepo), José Mercedes (Maíta) y otros más. También allí dura dos temporadas. En 1987, con San Lázaro en 8 juegos, Pachico tuvo 6 rebotes y 22 puntos.

En 1988, con San Lázaro en 6 juegos, 7 rebotes y 27 puntos. Ese año, Pachico sufre un accidente de motor y este lamentable suceso le troncha su carrera baloncestista que se desarrollaba en ascenso y con calidad sobresaliente. A partir de ese hecho va a vivir para los Estados Unidos. Allí permanece hasta el 2013, cuando regresa a su lar nativo. De inmediato, se reencuentra nuevamente con la disciplina deportiva que lo catapultó al estrellato, su amado baloncesto. Ahora se dedica a motivar, promover y a facilitar las actividades de la misma entre los nuevos portentos y entre los jóvenes.

Esas acciones de Pachico, determinan que en ese mismo año, 2013, sea elegido como Presidente de la Asociación de Baloncesto de Barahona (ASOBAPROBA). En la Directiva le acompañaron, Porfirio López, primer vicepresidente; Iván Acosta, segundo vicepresidente; Abraham Arias, tesorero y Francisco Alcántara, segundo tesorero; además de Brandar Féliz, Danton Urbáez y Ezequiel Morillo. A partir de ese momento, Pachico Vargas, inicia una formidable labor para enaltecer esa disciplina en todos los confines del municipio. Poco después, recesa en esas funciones por un corto periodo, pero de nuevo en el 2021, vuelve a asumir la Presidencia de la Asociación hasta la actualidad.

Se casó con Margarita Matos y han procreado a sus adorados hijos, Francis, Irwin y Lismelia. Esta última graduada en Harvard University.

 Pachico, en los últimos años se dedica también a labores empresariales, como Venta de Gomas, Panadería y a la Cocina Industrial. Actualmente vive en el sector llamado Blanquizales de Barahona.